Los sentimientos son claves en el control del peso

Comer para sentirse mejor se conoce comúnmente como hambre  emocional. 

Usamos los alimentos para lidiar con situaciones difíciles y aliviar sentimientos de angustia, enojo, soledad, etc. Esto podría funcionar en el corto plazo, pero con el tiempo puede convertirse en un gran problema y es el motivo por el cual a veces necesitamos apoyo psicoemocional

Terapia psicoemocional 

Nuestro cuerpo y mente están profundamente conectados. Los terapeutas nos ayudan a identificar patrones de pensamiento, emociones y comportamientos que, por ejemplo, impulsan la ingesta de alimentos y el subsiguiente aumento de peso. 

El objetivo aquí es empoderarnos en el desarrollo de habilidades para modificar estos patrones y ayudarnos a mantener la pérdida de peso y las mejoras en la salud a largo plazo.

Afrontar los traumas y el dolor

Esto fue así para  Claudia, quien recurrió a la comida para poder llevar su vida  en una casa con un padre abusivo. A sus 28 años, pesaba 180 kilogramos.

“Para lidiar con el trauma, comía hasta el hartazgo: helados, chocolates, alimentos dulces y salados. Eran una gran calma para mi, era la única manera de sentirme por un rato bien”

La alimentación emocional puede tener muchas causas. Para algunos, como Claudia se relaciona con el dolor y los traumas emocionales graves, para muchas personas, el estrés es la causa.

Las personas con obesidad a menudo se sienten rechazadas por la sociedad, o se auto rechazan,  y esto las lleva a asilarse en el mal comer.

Encuentra el apoyo que necesitas

Pequeños cambios en cómo vivimos y pensamos tienen un gran impacto positivo en nuestro bienestar mental.

A veces, solo necesitamos el punto de vista de otra persona para ayudarnos a notar qué cambios debemos hacer y cómo hacerlos. Esa persona puede ser un amigo, un familiar o un psicólogo.

Un lugar para comenzar es  identificar la raíz de  nuestras emociones negativas, Un psicólogo puede ayudarnos en este viaje.

Otro enfoque es cambiar la forma en que respondemos a nuestros sentimientos. En este caso, la terapia de coaching nos ayuda a comprender y modificar sus patrones de pensamiento, alimentación y actividad.

 ¿No estás seguro de dónde encontrar ayuda o a quién recurrir? Un excelente comienzo es comunicarse con nosotros qué somos especialistas en el tema. 

Equipo psicoemocional de Cordoba Nutrición 

Compartí

Comments are closed.

¡Chatear!
Consultorio Online